Cáncer y Dieta Cetogénica

Cáncer y Dieta Cetogénica

Cáncer

19 Octubre 2017

Mes de Octubre, Mes Rosa, todos  apoyando la lucha contra el cáncer.

La Organización Mundial de la Salud ha elegido este mes  para que  todo el mundo pueda entender la importancia de prevenir y recuperar tempranamente el cáncer.

Cada año al menos 14 millones de personas en el mundo  son diagnosticadas de algún tipo de cáncer y aproximadamente 8 millones mueren por dicha causa. Según la OMS,  estas cifras alarmantes se podrían reducir si se lleva un estilo de vida saludable, en donde incluya el manejo del estrés y una adecuada alimentación. ¿Y como llevar una adecuada alimentación?

Primero vamos a definir que el cáncer.

Cáncer en latín significa cangrejo.  Hipócrates fue el primero en darle  identidad debido a la forma de caparazón de cangrejo que se  manifestaba en los diferentes órganos afectados.

El origen del cáncer  ocurre por una serie de mutaciones genéticas que derivan  en la aparición de células que se replican sin control. Las mutaciones del cáncer son tan personales como las huellas dactilares y como  no siguen un patrón definido,  es muy difícil combatirlo.

Actualmente algunos investigadodres  han propuesto cambiar de paradigma para el desarrollo de tratamiento eficaces en la lucha contra el cáncer proponiendo que el cáncer a pesar de las enormes diferencias genéticas es una enfermedad metabólica. Todos los cánceres  comparten la misma característica : daño mitocondrial. Al presentar dicho daño no ocurre el proceso de apoptosis, muerte programada, haciendo que la célula se replique sin control volviéndolos inmortal. Sin embargo, con las mitocondrias dañadas,  las células solo pueden consumir glucosa , mientras que las células sanas pueden alimentarse de glucosa y grasa. A este efecto se le denomina Efecto Warburg.

En decir, el precio que el cáncer paga por la inmortalidad es su inflexibilidad y aquí esta la clave para atacar.

El cáncer por el hecho de ser considerada una enfermedad metabólica, le regala protagonismo a la nutrición para poder recuperar tu salud.

Podemos prevenir el cáncer  identificando los alimentos amigos  que debemos reponer  en nuestra dieta que  no causen sensibildad y tampoco inflamación celular ni mitocondrial.   Podemos tratar el cáncer una vez que se padece de la condición  rompiendo la inflexibilidad metabólica que presentan las células cancerígenas. Esto lo tratamos de hacer a través del ayuno intermitente y el protocolo 3R específico de la  dieta cetogénica. En ambas condiciones está ausente la glucosa, por lo que obliga a las células cancerígenas a pasar hambre, aumenten su estrés oxidativo y todo deriva  en su muerte. Todo lo contrario ocurre en células sanas si son capaces de obtener energía del metabolismo de la grasa y son capaces de  favorecerse del ayuno el cual promueve su desintoxicación y fortalece su sistema inmune.

 En este mes Rosa, los beneficios de una alimentación adecuada y saludable  pueden ayudarte a recuperar tu salud. No olvides  apoyarte en un especialista para que te pueda guiar de una manera correcta  y específica para ti.

PIDE
TU CITA
AQUÍ